sábado, 25 de agosto de 2012

LOS 2 CORTOS CON LOS QUE EMPEZÓ JU-ON

Takashi Shimizu se convirtió en uno de mis directores favoritos desde que ví, en uno de los maratones que Jorge Grajales -Tal vez el mexicano que más ha hecho por difundir la nuevas corrientes del cine- organizaba a un lado de La Alameda, las 2 películas en video de Ju-On (que tradujeron como La maldición, The Grudge, pero cuya traducción más fiel debería unir las palabras "maldición" y "rencor").
Desgraciadamente, pocos en latinoamérica conocen las dos películas en video de Ju-On, que son sin duda lo mejor de la serie. Conocen un poco más los dos largometrajes ya en cine que se hicieron, y, sobre todo, los horribles remakes gringos. En un futuro subiré las dos películas en video que iniciaron la que puede considerarse, en todos los aspectos (fueron lanzadas al mercado en el año 2000), como la primer saga de terror del tercer milenio, pero mientras, disfruten los dos cortos de Shimizu donde nacieron Toshio y Kayako, fantasmas que desde entonces han invadido las pesadillas de millones de humanos.
Los dos cortos fueron realizados en 1998 para formar parte del especial de televisión Gakkou no kaidan G (Historias de fantasmas en la escuela): 
EN UNA ESQUINA
(1998)
KATASUMI
IN A CORNER
Dir. Takashi Shimizu
video
4444444444
(1998)
Dir. Takashi Shimizu
video

domingo, 19 de agosto de 2012

LAS MOMIAS DE SAN ANGEL

Como Xochimilco y Coyoacán, San Ángel es de esos barrios a las afueras de la Ciudad de México que aún conservan un aire a pueblo antiguo y colonial.
Se cuenta que, durante la revolución mexicana, el ejército de Emiliano Zapata acampó en las ruinas del convento del Carmen, y que sus hombres cavaron en distintos sitios esperando encontrar los supuestos tesoros de los monjes, pero en su lugar encontraron doce momias muy bien conservadas, que hasta hoy están expuestas en las catacumbas, rodeadas de bellas decoraciones murales, con tonos azules e imágenes de tibias y cráneos:
Se creyó durante un tiempo que eran los cuerpos de los monjes, pero estudios recientes demostraron que en su mayoría se trata de benefactores del convento, a los cuales se acostumbraba sepultar en estos lugares:
Algunas de las personas de San Ángel cuentan que hace años podía verse a las momias caminando por las empedradas calles del pueblo, y que, por las mañanas, en el suelo de la cripta aparecen mechones llenos de telarañas y polvo, pues los muertos insepultos salen a pasear y a peinarse:
Las momias del antiguo convento del Carmen, hoy vuelto museo, han salido en al menos dos películas clásicas del cine de terror y brujería mexicano, Veneno para las Hadas (1984, Dir. Carlos Enrique Taboada),  que pueden disfrutar aquí o aquí, y La tía Alejandra (1979, Dir. Arturo Ripstein), cuyo link para descargar me lo jodieron los del FBI, pero que pueden ver “clickeándole” aquí.
(Imagen de arriba, soldados revolucionarios frente al convento del Carmen)

Pa acabar esta entrada, échense este video de las momias de San Ángel, con supuestas psicofonías (sonidos de origen sobrenatural):
video

miércoles, 8 de agosto de 2012

SHEN SHAOMIN

Entre los artistas chinos practicantes de un violento realismo (Ver entrada sobre Yongbo Zhao), está Shen Shaomin (n. 1956), que combina materiales orgánicos e inorgánicos para hacer esqueletos híbridos de humano y animal, de animal y planta, bonsáis que delatan como fueron torturados y obligados a mantenerse enanos, insectos de dimensiones prehistóricas, especímenes para un museo de historia natural del ridículo y el dolor:

lunes, 6 de agosto de 2012

DAMIEN HIRST

Cadáveres de animales conservados en formol, corderos crucificados o rezando, tiburones con las fauces abiertas, alas de mariposas formando cuadros que recuerdan a vitrales góticos, cráneos incrustados de diamantes, todo ello preparado de forma limpia y cuidadosa, son algunas de las extravagancias de Damien Hirst (Bristol, 1965), uno de los artistas vivos más conocidos.
Aunque su fama está más ligada al show mediático y a lo supuestamente mórbido de su obra, lo cierto es que la trayectoria de Hirst es seria, y que su propuesta está entre las más interesantes de fin de siglo.
Si por un lado el uso de materias orgánicas lo emparenta con otros artistas contemporáneos (Como otros del YBAs, grupo al que perteneció el mismo Hirst; Günter Von Hagens, los mexicanos de SEMEFO y Teresa Margolles, o los argentos Ricardo Longhini y el grupo Carne ser vida), por otro lado recuerda al arte precolombino (remember el arte plumario, los cráneos con narices de obsidiana y ojos de concha o cubiertos de jade, los tzompantlis, etc.). Ejemplo máximo de esto, es una de sus últimas creaciones, un cráneo recubierto de diamantes, la obra de arte más cara del mundo...

viernes, 3 de agosto de 2012

ELEGÍA (Miguel Hernández)

A Pepe, que murió ayer.
A Fausto, muerto de un fulminante resfriado.
A Mario, destrozado con su moto.
A mis abuelos, a cuyos entierros me negué a ir.
A mis abuelas, en cuyas muertes llovió a cántaros.
A mi tío, encerrado hasta su muerte, desde que lo dejó loco un anónimo balazo en la cabeza.
A mi otro tío, que murió ahogado a los 16 años.
A mis otros tíos, a los que el cáncer se comió.
A mi medio hermano, cuya tumba se ha perdido, y por eso maldice a mi madre en sueños.
A Lupita, a don Tomás, a doña Malu.
A todos ellos, para que nadie más se muera antes que yo.
Un poema de Miguel Hernández (1910-1942), escritor español que murió en una cárcel franquista:

ELEGÍA
En Orihuela, su pueblo y el mío,
se me ha muerto como del rayo Ramón Sijé,
con quien tanto quería.

Yo quiero ser llorando el hortelano
de la tierra que ocupas y estercolas,
compañero del alma, tan temprano.

Alimentando lluvias, caracolas
y órganos mi dolor sin instrumento,
a las desalentadas amapolas
daré tu corazón por alimento.
Tanto dolor se agrupa en mi costado
que por doler me duele hasta el aliento.

Un manotazo duro, un golpe helado,
un hachazo invisible y homicida,
un empujón brutal te ha derribado.

No hay extensión más grande que mi herida,
lloro mi desventura y sus conjuntos
y siento más tu muerte que mi vida.

Ando sobre rastrojos de difuntos,
y sin calor de nadie y sin consuelo
voy de mi corazón a mis asuntos.

Temprano levantó la muerte el vuelo,
temprano madrugó la madrugada,
temprano estás rodando por el suelo.

No perdono a la muerte enamorada,
no perdono a la vida desatenta,
no perdono a la tierra ni a la nada.

En mis manos levanto una tormenta
de piedras, rayos y hachas estridentes
sedienta de catástrofes y hambrienta.

Quiero escarbar la tierra con los dientes,
quiero apartar la tierra parte a parte
a dentelladas secas y calientes.

Quiero minar la tierra hasta encontrarte
y besarte la noble calavera
y desamordazarte y regresarte.

Volverás a mi huerto y a mi higuera:
por los altos andamios de las flores
pajareará tu alma colmenera
de angelicales ceras y labores.
Volverás al arrullo de las rejas
de los enamorados labradores.

Alegrarás la sombra de mis cejas,
y tu sangre se irá a cada lado
disputando tu novia y las abejas.

Tu corazón, ya terciopelo ajado,
llama a un campo de almendras espumosas
mi avariciosa voz de enamorado.

A las aladas almas de las rosas
del almendro de nata te requiero,
que tenemos que hablar de muchas cosas,
compañero del alma, compañero.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...